facebook
  • logo_eip_blanco
  • Universidad Católica de Murcia

Ana Cabezas, nueva Directora del Máster de Dirección Financiera de EIP

Laura Casero | 11 diciembre, 2020

Hacer un máster online no está reñido con la cercanía a tus profesores. Por eso, hemos querido hablar con Ana Cabezas, la nueva directora del Máster de Dirección Financiera en EIP. Ana Cabezas tiene una amplísima trayectoria profesional llena de éxitos y también de momentos difíciles que, como nos cuenta, le han obligado a renacer de sus cenizas y seguir trabajando más duro para superar un revés en su carrera.

La humildad y amor por el trabajo de nuestra nueva directora a continuar formándose a lo largo de su carrera y contar con 9 másteres y una carrera profesional que no ha cesado desde 1987, recién finalizada su carrera universitaria.

Ana Cabezas, nueva Directora del Máster

Ana Cabezas, nueva Directora del Máster en Dirección Financiera en EIP.

¿Dónde comienza tu historia?

Nací en Valladolid, estudié económicas en la universidad pública de Valladolid y nada más acabar empecé a trabajar en Madrid en una ingeniería como contable y luego como jefe de administración.

Tengo 3 hijos estupendos, Miguel es especialmente maravilloso.

He vivido largas temporadas en Bruselas, en Perú y en algún otro país de Latinoamérica, con la enorme responsabilidad de dejar muy alto a España, como conferenciante, docente y profesora, porque cuando uno trabaja fuera, no se representa a uno mismo, sino también a su país.

Esto ha hecho que tenga enorme capacidad de adaptación frente a diferencias culturales porque si uno encuentra las cosas buenas de cada ser humano, lo hará incluso en personas que actúan y son de forma radicalmente diferente a lo que estaba acostumbrado hasta entonces.

Tengo 3 pasiones:

  • Una es jugar a baloncesto, algo que sigo haciendo en la liga municipal de Madrid, ya con jovencitas a las que doblo en edad.
  • Viajar, habiendo tenido la fortuna de compartir experiencias y aprender en más de 50 países.
  • Escribir sobre temas de gestión empresarial, como otra forma más de ejercer mi vocación docente.

Madrid no solo me dio la oportunidad laboral inicial, sino también de formarme en algo que me ha acompañado a lo largo de toda mi vida, la obsesión por actualizar conocimientos y estar al día.

Los últimos 10 años he trabajado entre España y Latinoamérica, fundamentalmente en Perú, lo cual ha sido una experiencia enormemente enriquecedora. No solo por la necesidad de adaptarme a otras culturas y formas de trabajar, sino por el contacto con alumnos y personas maravillosas que tuve la suerte de encontrarme en el camino.

 

¿De dónde nace tu interés en las finanzas?

Las finanzas son mi otra vocación acompañando a la docencia. La gestión empresarial y el dinerito me llamó siempre mucho la atención, y desde pequeña hacía mis negocios. Vendía a mis compañeros cositas, cobraba a mis padres por las buenas notas y los recados, y llevaba mi presupuesto de mis pequeños ingresos y gastos.

Me siento afortunada porque he logrado cumplir mi sueño de trabajar siempre en lo que me ha gustado, en mi vocación.

 

¿De qué proyecto te has sentido más orgullosa de formar parte?

Cada proyecto donde he participado ha tenido su dosis de orgullo, dado que siempre me he entregado totalmente y de todos he aprendido.

Por enumeraros alguno…

Muy joven, con 26 años, me ficharon de directora financiera de una empresa que cotizaba en bolsa y tenía 100 años de antigüedad y un equipo directivo donde cualquiera me doblaba la edad. Tuve que aprender a golpe de necesidad, no solo de finanzas, sino de adaptación a la cultura empresarial.

Allí mi proyecto estrella fue poner en marcha desde la nada, comenzando con la construcción, el mayor secadero de jamones de España, y posteriormente apoyando en la gestión como gerente del área agroalimentaria.

Fui directora financiera de People Trabajo Temporal. Empezamos 30 personas y un equipo de luchadores colocamos la empresa en líder del sector en España, con un crecimiento de más del 100 % anual, hasta llegar a tener 15.000 trabajadores. La labor como directora financiera fue todo un reto porque tuve que buscar fondos para soportar el crecimiento y crear procesos y consolidar el equipo para lograrlo.

Ser directora general de una empresa familiar del sector inmobiliario. Las empresas familiares son muy complejas de dirigir y más cuando no eres familia y no estás en las comidas de los domingos. Les puse en marcha el protocolo familiar, consejos de dirección y comités, lo cual profesionalizó la gestión e hizo que me convirtiera en una experta en gestión de empresas familiares. Además cuando la crisis inmobiliaria azuzaba España, gracias a experiencias anteriores, puse en marcha centros de negocios en sus edificios vacíos algo que permitió sobrevivir a la empresa. Aún ahora casi 10 años después, sigue siendo la actividad estrella que mantiene la empresa.

Apertura solita en Perú poniendo en marcha 2 MBAs y llegando a ser decana de una universidad y después trabajando para el Estado. Ser mujer, extranjera y no tan joven en Latam hacía que no lo tuviera fácil, pero como nunca me rindo y no escuché a quien me decía que era imposible, lo logré.

Algún que otro fracaso emprendedor, donde lo perdí casi todo, y no me quedó otra que sacar fuerzas de flaqueza y con enorme resiliencia renacer construyendo sobre las cenizas, siendo ese fracaso un costoso y productivo máster de vida.

Recientemente he puesto en marcha una Start up que ha ganado premios a la innovación como Start Up Perú, apoyándome WAYRA. Ahí he aprendido lo duro que es emprender con éxito y todos los retos que hay que superar casi a diario.

La empresa “SOY CALIDAD” ya está en el mercado. Nuestro software que es un ERP que automatiza la gestión de la calidad www.soycalidad.com y los protocolos covid www.stop-covid-mundo.com y que espero lleguen a ser enseñados en las escuelas de negocio como herramienta práctica de ayuda a gestionar la calidad sobre la metodología ISO. 

Me siento realmente afortunada con mi vida profesional, ya que mucha veces me tocó folio en blanco donde tuve que echar imaginación, innovar y asumir riesgos de una forma autónoma.

De todas las empresas donde trabajé y proyectos que abordé, aprendí y me sentí feliz por tener compañeros estupendos donde en equipo, hicimos por dar lo mejor de nosotros.

Ana Cabezas, nueva Directora del Máster

Ana Cabezas, nueva directora del máster de Dirección Financiera en EIP.

 

En 1990, 4 años después de terminar el máster, ejerciste como directora financiera por primera vez. ¿Cómo fue tu experiencia?

Fue complicadito, tenía 26 años y 3 años de experiencia como jefa de contabilidad de una ingeniería, y sin tener la madurez ni el conocimiento suficiente me veo con la responsabilidad de llevar la dirección financiera de una empresa centenaria que cotizaba en bolsa. Su nombre era Unión Resinera Española.

La primera semana me dieron una lección de vida, que nunca olvidaré y os la comparto:

Yo llegaba con la inconsciente de los 26 años queriendo cambiar el mundo de golpe y a la semana, el secretario general me dijo: «Señorita, llevamos 100 años funcionando perfectamente, no le hemos contratado para que cambie la empresa, sino para que se adapte a ella, si no quiere cambiar de esta manera tan abrupta, a quien la tendremos que cambiar es a usted».

Tenía razon, yo había entrado como elefante en una cacharrería. Sin mirar ni respetar quiénes eran (empresa de formas muy clásicas) pero aprendí a la fuerza, me adapté y estuve muchos años en esa empresa .

 

¿Fue sencillo para ti encontrar un lugar donde desarrollar tu carrera?

Desarrollar una carrera profesional nunca es sencillo. Supone mucho esfuerzo, mucha dedicación, mucha entrega y compromiso.

Mis amigos me escuchan decir que yo debo ser muy tonta, porque solo sé lograr las cosas trabajando mucho. No creo en la suerte, creo en el trabajo. Como alguien dijo:

«La inspiración existe, pero te debe de pillar trabajando».

o

«Cuanto más trabajo, más suerte tengo»        

Soy fruto de esa cultura de nuestros padres y abuelos, la cultura del esfuerzo, de conseguir cada avance a golpe de sudor y siempre fue así desde pequeña. Me levantaba a estudiar de madrugada, hábito que conservo, porque las primeras horas del día, con la cabeza descansada, la inspiración fluye y para mí son las horas creativas más productivas, para pensar, para organizar, para escribir.

Esfuerzo no implica sufrimiento, sino todo lo contrario. Vivo con pasión de mi trabajo, de cada pequeño logro. Realmente soy afortunada y creo que cuanto más cuesta y más difícil es lograrlo, más lo disfruto.

Como dice mi amigo peruano Nano Guerra, propulsor del emprendimiento en  Perú, «los problemas, incluso los personales, no son problemas sino simples retos de gestión a abordar».

 

¿Qué aporta la dirección financiera a las empresas?

Dependiendo de cómo sea la empresa: sector, tamaño, estructura directiva al departamento financiero le dejan aportar cosas diferentes…

Como me gusta contar historias, os contaré una: En mi primera experiencia que fue una ingeniería muy joven, allí a los financieros nos llamaban «improductivos» porque nosotros no vendíamos, no hacíamos puentes y solo, según los ingenieros, movíamos papeles. De ese arranque como «improductiva» nació mi obsesión de que el área financiera es un departamento que tiene que CREAR VALOR, y así se lo digo a mis alumnos.

¿Cómo creamos valor?

  • Dando información de calidad par ayudar a la gestión, generando cuadros de mando oportunos y rigurosos.
  • Analizando el riesgo de las operaciones para que se minoren.
  • Asegurando la liquidez de las empresas, porque sin ella, la empresa muere.
  • Haciendo proyecciones, financieras y fiscales marcando la ruta del futuro.
  • Alineándose con toda la organización, para que todos tengan una gestión basada en números de solvencia a la empresa.
  • Apoyando en la gestión de cobro y haciendo las gestiones oportunas para que no haya morosidad.
  • Y por supuesto, realizando otras labores administrativas que son necesarias como llevar la contabilidad, presentando todos los impuestos sin errores, defendiendo las auditorías y lo que precise administrativamente la empresa.

 

¿Qué hitos ha alcanzado alguna de las empresas para las que has trabajado gracias a un buen equipo en el departamento financiero?

El éxito de mi gestión en las empresas donde he colaborado siempre se lo he debido a mi equipo. Yo llevaba el timón, pero sin ellos nunca hubiéramos llegado a meta.

  • Hemos participado en varios procesos de compra venta, teniendo que defender a uñas y dientes las auditorías de compra, due diligence, para que los inversores pagaran lo máximo por la empresa.
  • Hemos logrado juntos dotar a organizaciones con crecimientos exponenciales y liquidez que soportaran este crecimiento.
  • En mi ultima experiencia de Perú, yo he sido la emprendedora poniendo en marcha Start up, pero no sé mucho de tecnología, por lo que poder crear el ERP ha sido labor de un maravilloso equipo técnico, yo les daba ideas y ellos como si tuvieran varita mágica lo convertían en reportes, sistemas, ERP, apps, etc.

El equipo es clave para los logros empresariales. Eso es una empresa, un grupo de personas con un objetivo común, cada uno desde su rol y responsabilidad, pero juntos.

 

¿Qué cualidades se necesitan para ser un buen/a director/a financiero/a?

Hace más de 10 años daba clase de organización del área financiera en la Universidad San Pablo Ceu y les decía a mis alumnos que tenían que ser SUPERMANES.

  1. Para mí lo primero es tener INTEGRIDAD MORAL. Por nosotros pasa mucho dinero, mucha información, y es vital no tener precio como seres humanos para no caer en la tentación de vendernos. Los financieros valemos más por lo que callamos que por lo que sabemos. Por eso el tener grabado a fuego la necesidad de guardar secreto profesional es vital.
  2. La segunda es el Debemos ser capaces de generar información y análisis sin errores, porque si lo hacemos estaremos aportando a la organización un mapa de ruta equivocada para llegar a meta, incluso podremos llevar a la empresa al fracaso, y eso sin contar las posibles sancionales derivadas por ejemplo, de una incorrecta declaración fiscal.
  3. Debe tener CAPACIDAD DE ANÁLISIS. No sólo de los datos numéricos sino saber interpretar otros hechos que ocurren en nuestra empresa, en la de los clientes y competidores. Por ejemplo, el retraso en el pago de un cliente debe encendernos una alerta de posible problemas financieros que lleven a morosidad.
  4. Tener VISIÓN A LARGO PLAZO, trabajando en el presente, pero siendo capaces de proyectar el futuro y sobre todo de visualizar las consecuencias pretéritas de las acciones presentes.
  5. CAPACIDAD DE NEGOCIACION, dado que una parte importante de nuestro trabajo consiste en lograr financiacion y otros acuerdos favorables para la empresa con clientes, proveedores, etc.
  6. No tener miedo a la TOMA DE DECISIONES, ya que muchas veces su trabajo consistirá en resolver problemas sin que nos tiemble la mano. Mi sensación es que somos bomberos y todos los días tenemos alguna hoguera o gran incendio que apagar, pero ni un dia nos libramos.
  7. El director Financiero debe de ser INQUIETO con enorme deseo de aprender, de mejorar, de estar al día en cuento a conocimiento legal, normativo y técnico. Tener ganas de conocer la organización lleva a que muchas veces, como a mí me pasó, la proyección natural del director financiero sea la gerencia general, llegar a ser CEO, como a mí me pasó.

Jobs acababa su famoso discurso en Stanford diciendo

«Stay hungry, stay foolish»

permanecer siempre inquieto, insaciable, inconformista. Eso aplica perfectamente al director financiero. Innova, no te conformes.

  1. Tener un enorme SENTIDO DE LA RESPONSABILIDAD porque nuestro puesto es muy importante para la empresa y también nuestras decisiones y de un error puede derivarse la muerte o apuros importantes de la empresa.
  2. Disponer de HABILIDADES COMUNICATIVAS. Debemos convencer y vencer para que entiendan la información que sale de la empresa, para que compren las medidas que proponemos a veces no tan populares. Esta necesidad de convencer, es lo que inicialmente me llevó a realizar formación in company a mis compañeros y que luego convertí en mi pasión docente ya en postgrado de varias Escuelas de Negocio tanto de España como de LATAM.
  3. SER OPTIMISTA, nuestro puesto es demasiado complicado como para no transmitir ilusión, motivación, para no ver solución a cada problema…

En el 2011 empezó tu carrera también como docente. ¿Qué te atrae de participar en la formación de los nuevos talentos?

Me atrae todo, me apasiona, es mi vocación. Disfruto dando formación como una niña en el recreo. Es una labor profesional maravillosa y os explico porqué lo siento así:

  • Porque estás ayudando a otros a crecer, a tener mejor futuro a desarrollarse profesionalmente
  • Porque compartes aprendizaje y experiencia y no te lo llevas a la tumba, sino que lo regalas a tus alumnos con el deseo que les ayude.
  • Por todo lo que uno aprende de sus alumnos, compartiendo su alegría de mejora profesional y personal.
  • Por los vínculos personales que se crean con nuestros queridos alumnos.
  • Por la obligación de estar continuamente aprendiendo para poder transmitir a los alumnos conocimientos actualizado. Muchas veces he dicho que nunca he estudiado tanto como desde que he sido profesora. Mis 9 másteres se quedan pequeños para la exigencia que yo considero que tiene que tener un profe, siempre, digo siempre, cada día debemos estar aprendiendo para poder enseñar.
  • Y por último, por la vocación, que no es otra cosa que esa imparable llamada interior que te lleva a dedicarte a algo con pasión, y lograrlo, genera una alegría indescriptible.

Siempre he sentido que dedicarse a la vocación docente hay que hacerlo con un inmenso sentido de la responsabilidad, porque estamos consumiendo los 2 recursos mas escasos que tenemos los adultos, el tiempo y el dinero.

Cada segundo que el alumno nos está dedicando lo hace porque confía en nosotros, en el valor de nuestra enseñanza, y a cambio de lo que nos entrega está sacrificando tiempo a su familia, a sus hobbies, a su trabajo. Por ello le tiene que compensar, y para que así sea, nosotros debemos cuidar cada instante que nuestros alumnos nos dan, y así sentimos la docencia en EIP.

El dinero, que como decía mi abuela cuesta mucho ganarlo.

 

¿Por qué has decidido entrar a formar parte de la Escuela Internacional de Posgrados?

Cuando uno se hace mayor desarrolla un sexto sentido para en el primer momento detectar cuándo se encuentra frente a alguien con quien comparte valores, y que además siente la misma responsabilidad por el trabajo bien hecho. Así pues, puedo decirte que mi primera decisión de unirme al equipo fue un flechazo de «yo quiero compartir con personas como ellos».

Luego analicé contenidos, metodología, innovación en la formación y me ratifico lo que la intuición me decía, que estaba frente a profesionales que se toman muy en serio la formación. Además, con el deseo de llegar ayudar a muchos alumnos, con unos precios de lo más económicos del mercado, dando facilidades de pago, para que el dinero no sea una limitación para formarse y mejorar profesionalmente.

Ya dentro nuevamente me reafirmé que todo lo que sentía y analicé era cierto con creces. EIP es un equipo humano de magníficos profesionales que además son estupendas personas, profesionales formados que trabajan con pasión y vocación. Desde un enorme cariño y respeto por el alumno, colaborando en equipo para darles lo mejor.

Realmente os tengo que agradecer el haber confiado en mí teniendo el honor de formar parte de este maravilloso equipazo.

 

¿Cuáles son los puntos clave con los que ha de contar un buen Máster en Dirección Financiera?

La formación que da un máster financiero debe ser integral, actualizada y práctica.

  • Integral, que abarque todos los aspectos claves necesarios para poder trabajar en el área financiera de una empresa.
  • Actualizado, las normas fiscales y contables cambian continuamente. Es por ello que los docentes de EIP son profesionales en activo, que están al día y esos conocimientos son los que aportan a los alumnos.
  • Práctico, que desde el primer día se puedan aplicar a las empresas. No tiene sentido por ejemplo dar una contabilidad y no aportar un software para practicar, porque hasta donde yo sé, no conozco ninguna empresa que lleve la contabilidad en un Excel, y para mi desgracia es así como me toco explicar muchos años la contabilidad. Por eso nuestros alumnos trabajan desde el primer día con una aplicación contable y hacen impuestos reales, para que lo puedan aplicar en las empresas.

 

¿Cómo ves la situación actual para los profesionales del sector?

Dada la concentración bancaria va a haber expulsión de profesionales de banca al mercado laboral, ellos necesitarán reciclarse y formarse para poder volver a tener un puesto de trabajo, a ellos los animo a que hagan nuestro máster financiero.

«Profesionales financieros necesitan todas las empresas, da igual su tamaño, el sector, el país, por lo que es una profesión donde siempre va a haber trabajo».

 

¿Trae esta crisis nuevas oportunidades para los jóvenes?

Toda crisis es una oportunidad, si la sabes encontrar. En estos momentos los jóvenes que más van a sufrir son los que tienen menos cualificación, porque sectores como la hostelería están muy golpeados por la pandemia.

Pero como me decían mis padres, «para los mejores siempre hay un sitio», por lo tanto, a los jóvenes les animo a que no se rindan, que se sigan formando.

Tienen que salir de su zona de confort, esforzarse, para seguir aprendiendo. Además en nuestro caso teniendo acceso al mundo laboral mediante prácticas laborales normalmente remuneradas, que en muchos casos, y si lo hacen bien, les llevará a un puesto de trabajo estable.

Si quieres conocer más a nuestra nueva directora del Máster de Dirección financiera, te invitamos a visitar su perfil de LinkedIn, Ana Cabezas.


Si te ha gustado compártelo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Correo

Suscríbete a nuestra newsletter para estar al día de todas las novedades

Información básica sobre protección de datos.
Responsable del tratamiento: Mainfor Soluciones Tecnológicas y Formación S.L.U.
Finalidad: Gestionar su suscripción a la newsletter.
Legitimación para el tratamiento: Consentimiento explícito del interesado otorgado al solicitar la inscripción.
Cesión de datos: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos: Podrá ejercitar los derechos de Acceso, Rectificación, Supresión, Oposición, Portabilidad y, en su caso Limitación, como se explica en la información adicional.
Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en https://www.mainfor.edu.es/politica-privacidad

Otros post relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Fórmate con nuestro Máster y revoluciona tu futuro

Escuela Internacional de Posgrados te informa que los datos del presente formulario serán tratados por Mainfor Soluciones Tecnológicas y Formación, S.L. como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales es para dar respuesta a la consulta realizada así como para el envío de información de los servicios del responsable del tratamiento. La legitimación es el consentimiento del interés.
Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en cumplimiento@mainfor.edu.es así como el derecho a presentar una reclamación ante la autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de datos en la Política de Privacidad que encontrarás en nuestra página web eiposgrados.edu.es