¡Comparte en redes sociales!

¿Por qué l@s «saper@s» están encantad@s con su trabajo?

Ser consultor/a SAP está de moda. Los programas informáticos de planificación de los recursos empresariales (conocidos como ERP, por sus siglas en inglés) han llegado para facilitar la labor de las corporaciones. De entre todos los softwares disponibles en el mercado, SAP se ha convertido en el principal, ya que es uno de los más completos y que más posibilidades tiene.

Las empresas demandan a profesionales certificados en SAP… y los/as consultores/as SAP están encantados/as con su trabajo. En la Escuela Internacional de Posgrados preparamos te preparamos —y te garantizamos un empleo— para que obtengas tu certificación y disfrutes de una profesión única. ¿Quieres saber por qué les gusta su trabajo? ¡Sigue leyendo!

Remuneración por encima de la media

Si empiezas a buscar en los principales portales de empleo, verás que los salarios de estos perfiles están por encima de la media. Lo normal, si te acabas de certificar y empiezas en una multinacional a trabajar, es que tu rango sea de JUNIOR. El salario de estos perfiles suelen estar entre los 22K-26K de salario anual el primer año, pero lo mejor son los planes de carrera que ofrecen estas multinacionales: en menos de tres años puedes tener una remuneración de entre 28K – 35K al año.

Pero lo mejor está todavía por llegar. En cuanto empieces a despuntar y a conseguir la experiencia necesaria, pasarás a convertirte en consultor SÉNIOR. A partir de aquí son palabras mayores, ya que tanto la responsabilidad como los sueldos aumentarán cualitativa y cuantitativamente. Trabajarás como director de proyectos de implantación de soluciones SAP gestionando tu propio equipo de trabajo y alcanzarás unos salarios que rondarán los 60K – 80K al año.

Es una combinación perfecta

Existe una combinación perfecta en distintas áreas que te permitirá llegar a ser un/a profesional TOP en tu sector. Si combinamos el trato, la negociación con el cliente, el trabajo en equipo y le añadimos la investigación y aprendizaje continuo, el resultado no es otro que el éxito profesional.

No hay dos días iguales

Trabajar en consultoría te da la oportunidad de “cambiar de trabajo” cada determinado período de tiempo. Teniendo en cuenta que cada implantación puede ser con un cliente distinto, que se dedica a un negocio diferente, que tienes unos interlocutores distintos en localizaciones diversas… Difícil aburrirse, ¿verdad?

Te relacionas con mucha gente

Además de cambiar de trabajo porque cambias de proyecto, también puedes cambiar de equipo de trabajo, donde tendrás la oportunidad de llevarte algo de aprendizaje y poder, por qué no, influir en las personas que te rodearán para dejarles algo de tu experiencia.

Conoces mundo

Este trabajo te va a dar la oportunidad de darle la vuelta (literalmente) al planeta. Las anécdotas derivadas de las horas en aeropuertos, hoteles, fábricas o plantas industriales de todo tipo, conversaciones que trascienden lo meramente técnico, en fin, conocer todas esas culturas y formas de ver la vida, no puede ser otra cosa más que enriquecedor para cualquiera que las viva.

Aprendizaje constante

Trabajar como consultor SAP te permite estar siempre aprendiendo algo nuevo. Estarás contantemente aprendiendo cosas, bien sea porque encuentres una funcionalidad que no has implementado anteriormente o porque es algo totalmente nuevo que ha aportado SAP.

Compartes conocimiento

Ser consultor SAP te permite regalar este conocimiento. Siempre que estás en un proyecto vas a compartir y regalar tu conocimiento a otras personas: Puede ser a un usuario clave, un usuario final, un consultor junior o también a algún compañero despistado. Una de las cosas más placenteras que hay en este trabajo es formar a otra persona.

Avatar De Eip

Deja un comentario